Los gatos; actuales reyes de la Alhambra • Iberica Feeding Stuff
Llamar a +34 924 38 95 56 Correo electrónico: info@ibericafs.com
0 artículos0,00

No hay productos en el carrito.

Los gatos; actuales reyes de la Alhambra

Granada, el último reino musulmán, el mayor reto finalizado por los Reyes Católicos. Cúspide de la cultura nazarí en la península, nos deja como legado una amplia herencia cultural. Lleno de leyendas y misterios, cada rincón de esta ciudad respira historia. Pese a que muchas de las obras realizadas, fueron pasto de las llamas y de la cristianización de la zona, mantenemos a día de hoy, entre otros patrimonios, el deseo más fuerte de Isabel la Católica: la Alhambra no se toca.

A día de hoy, es uno de los complejos monumentales más visitados de España. Por su increíble planta, observada por miles de personas a lo largo de los años, cautiva a cualquier visitante. Y de eso venimos a hablar.

Animales entre miles de años de historia

Gato negro

Seguramente, si has tenido la oportunidad de visitar la Alhambra, te habrás dado cuenta de estos visitantes. De distintos colores, tamaños e incluso caracteres. Sí; hablamos de los gatos. Ellos, que caminan y duermen entre miles de años de historia, se encuentran allí como una parte más del patrimonio.

No demasiado amigables, son felinos criados en libertad, acostumbrado al contacto humano continuo, interactuando a su manera con aquellos que quieren contemplarlos.  Desde hace unos años, un programa CER (Captura, Esterilización y Retorno) se encarga de mantener una colonia gatuna estable. Puesto que pertenecen a una parte viva del patrimonio, se aplica un control sanitario para evitar la trasmisión de enfermedades.

Controlados en libertad

Y este control sobre los felinos no pretende limitar su libertad. Al contrario; entre la cantidad de hectáreas de jardines que conforman el conjunto monumental, éstos animales tienen garantizada comida, agua y desparasitación. Se trata de una colonia controlada y vigilada. Por su parte, y como marca de su propia naturaleza, son los responsables de mantener a raya a los roedores.

Como hemos dicho, estos felinos viven en la Alhambra, por lo que son un atractivo más para muchos turistas. Aludiendo al sentido común de cualquier persona, la cual debe saber que, la tranquilidad de los animales es un derecho fundamental, está el complemento de la red de cámaras que vigilan constantemente el complejo siendo una ayuda rápida ante cualquier incidente.

Una vez más, proporcionamos un artículo en el que ensalzamos la importancia y la nobleza de los animales. Seguramente éstos felinos no son conscientes de la importancia del lugar. Ni siquiera, de la importancia cultural que tiene para el patrimonio nacional. Pese a esto, el disfrute y el respeto que merece, éstos se lo dan. Por nuestra parte, como humanos, proporcionarles cuidados básicos, dejándoles desarrollar sus sentidos en plena libertad, es recompensado con la observancia y lealtad de «buenos leones».

Desde IFS, tenemos en cuenta, como tantas veces hemos dicho, que la energía y la vitalidad de nuestros animales está en nuestras manos. Buenos ingredientes, de calidad y con todo lo necesario para un correcto desarrollo. Los animales, en libertad, no necesitan normas. Sólo tranquilidad y respeto.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *